Deportes | Fútbol

Boca y Central pasaron a cuartos de la Libertadores

Boca lo resolvió con oficio copero ante Cerro Porteño y se metió en los cuartos. Rosario Central aplastó al Gremio en Arroyito y se metió en los cuartos de final.

06-05-2016
Boca y Central pasaron a cuartos de la Libertadores Boca y Central pasaron a cuartos de la Libertadores Boca y Central pasaron a cuartos de la Libertadores Boca y Central pasaron a cuartos de la Libertadores Boca y Central pasaron a cuartos de la Libertadores

Escuchar esta noticia

Con goles de Tevez de penal, Pavón y Pérez, el Xeneize derrotó 3 a 1 al conjunto paraguayo por la revancha de los octavos de final tras el triunfo boquense por el mismo marcador en Asunción. Había empatado Rojas.

Boca Juniors se clasificó para los cuartos de final de la Copa Libertadores de América, en los que se medirá con Nacional de Montevideo, al vencer esta noche en la Bombonera a Cerro Porteño de Paraguay por 3 a 1, en la revancha por los octavos de final del certamen.

Carlos Tevez de penal, Cristian Pavón y Pablo Pérez anotaron los goles de Boca, que en la ida se había impuesto 2-1; y Rodrigo Rojas marcó el transitorio 1-1 para el equipo paraguayo.

En la próxima instancia, lo dicho, el equipo de Guillermo Barros Schelotto se enfrentará con Nacional de Montevideo, que viene de eliminar a Corinthians (Brasil). Primero será en Uruguay y la revancha, en Buenos Aires.

Boca parecía allanar rápido el camino, a los 3 minutos, cuando Carrizo recibió una falta dentro del área y Tevez cambió el penal por gol. No había, en el antecedente inmediato del partido de ida, argumentos visibles que le dieran chances al equipo paraguayo.

Y sin embargo sí, Cerro encontró razones para soñar. Las encontró, fundamentalmente, en el sector derecho de la defensa de Boca, donde Jara dejó espacios evidentes y mostró falencias para la marca. Por allí llegó el empate, también rápido, a los 12: Leal desbordó, envió el centro y Rodrigo Rojas marcó el 1 a 1.

En el marco de un típico partido de Copa, enredado, poco claro; y una paridad también favorecida por el estado calamitoso del campo de juego (mucha arena, a tono de las denuncias unánimes de los futbolistas sobre una pelota que parece de 'voley playero'); las emociones llegaron por una carencia coincidente: defensas flojas.

No le alcanzó a Boca con el esfuerzo de 'Cata' Díaz e Insaurralde para cubrir los errores de Jara y de Erbes en el medio: Cerro se acercó con peligro un par de veces y estuvo a tiro del 2 a 1 que llevaba la definición a los penales. A los 28, de hecho, Domínguez estrelló un remate en el palo izquierdo del arco de Orión.

Y tampoco le alcanzó con los destellos de Tevez o el buen partido de Carrizo para generar riesgo en el otro arco, con lo que la igualdad con la que llegó al descanso le preservó la ventaja del choque de ida y terminó siendo buen negocio.

Los primeros 20 minutos del complemento construyeron el mejor pasaje del partido con dos abanderados: Tevez de un lado y Cecilio Domínguez del otro. Y hubo ocasiones de gol en ambos arcos. Orión tuvo algunas intervenciones notables (tiro libre de Leal, mano a mano con Domínguez, remate de Rojas); y no tanto los méritos de Silva sino errores en la definición le negaron la ventaja a Boca.

Así fue hasta que apareció Tevez. A los 27m, el 'Apache' construyó una buena jugada invidivual y habilitó a Pavón para, ahora sí, el 2 a 1. Con ello se fue el partido. Cerro Porteño ya no tuvo fuerzas para dar vuelta la historia y Boca, como broche, amplió el marcador al 3 a 1 con un gol de Pablo Pérez, una caricia ante tanto cuestionamiento.

Boca cosechó su triunfo 140 en la historia de la Copa y volvió a meterse entre los ocho mejores del continente después de tres años. Y ahora, más allá de la preocupación que le dejó el aspecto defensivo de su juego, va por más.

Síntesis


Boca Juniors: Agustín Orión; Leonardo Jara, Daniel Díaz, Juan Manuel Insaurralde y Frank Fabra; Pablo Pérez, Cristian Erbes y Marcelo Meli; Cristian Pavón, Carlos Tevez y Federico Carrizo. DT: Guillermo Barros Schelotto.

Cerro Porteño: Anthony Silva; Carlos Bonet, Víctor Mareco, Bruno Valdéz y Junior Alonso; Jorge Rojas, Marcos Riveros, Luis Leal y Rodrigo Rojas; Guillermo Beltrán y Cecilio Domínguez. DT: Gustavo Morinigo.

Goles en el primer tiempo: 3m Carlos Tevez (BJ), de penal y 12m Rodrigo Rojas (CP).

Goles en el segundo tiempo: 27m Cristian Pavón (BJ) y 43m Pablo Pérez (BJ).

Cambios: en el segundo tiempo, 16m Fernando Tobio por Erbes (BJ), 21m Sergio Díaz por Riveros (CP), 32m José Ortigoza por Domínguez (CP), 34m Jonathan Silva por Carrizo (BJ) y 45m Sebastián Palacios por Pavón (BJ) y Luis Cáceres por Leal (CP).

Amonestados: Insaurralde, Pavón (BJ); Valdez, Rodrigo Rojas (CP).

Incidencia: en el segundo tiempo, 40m expulsado Valdez (CP), por doble amonestación.

Árbitro: Wilton Sampaio (Brasil).

Rosario Central aplastó al Gremio en Arroyito y se metió en los cuartos de final

Con un doblete de Marco Ruben y otro de Donatti, el equipo de Coudet derrotó 3 a 0 a los brasileños en la revancha por los octavos de final tras haber ganado 1 a 0 en la ida en Belo Horizonte.

Ahora deberá vérselas con Atlético Nacional, de Medellín, verdugo del argentino Huracán en octavos, cerrando la serie en Colombia.

Desde muy temprano el equipo dirigido por Eduardo Coudet empezó a cerrar la serie, ya que apenas habían transcurrido cuatro minutos cuando el goleador Marco Ruben hizo gala de su instinto en el área rival para puntear a la red un preciso centro del volante derecho Walter Montoya.

Rosario Central tuvo la tranquilidad como para sentirse superior a su rival y además, y fundamentalmente, poder plasmarlo en la red, algo que se hizo extensivo a Ruben poco menos de 20 minutos después de esa primera conquista, cuando volvió a derrotar al arquero Grobe, pero esta vez mediante un tiro penal que había generado el escurridizo Franco Cervi.

La diferencia en el marcador y el toqueteo tibio y sin profundidad de los visitantes provocó entonces que la llave estuviera cerrada prematuramente y la felicidad que provocaban los futbolistas se trasladó a los 40 mil hinchas que desarrollaron una prolongada fiesta en las tribunas.

Pero mientras tanto el 'Chacho' aprovechaba 'el tiempo' y exigía a sus jugadores, en especial al juvenil Franco Cervi, para que los circuitos de juego no se apagaran, ya que el fútbol de Central volvió en esta Copa Libertadores después que el entrenador, al verse relegado en el torneo local, eligió la competencia internacional como único objetivo del semestre.

Entonces el equipo, liberado física y mentalmente de la doble obligación volvió a jugar como lo hizo durante buena parte del semestre pasado y la primera parte de este, en épocas en que se lo caracterizaba como "el mejor del fútbol argentino".

No está el 'canalla' todavía en ese nivel, pero se va encaminando conforme supera etapas en esta Libertadores, en la que ahora buscará hacer historia saltando de fase para llegar por segunda vez a semifinales, una instancia que solamente alcanzó una vez en 2001, cuando el entrenador era un hijo dilecto del club, Edgardo Bauza.

Por eso ahora, una vez que el sueño de subirse a la final del torneo argentino quedó trunco, las 'Academia' rosarina va por otro más importante, grandioso, que le permita al menos mitigar también esa ventaja que le lleva su vecino Newell's Old Boys en esta, la más importante competencia americana a nivel clubes, en la que los del Parque de la Independencia jugaron (y perdieron) dos finales.

Por todo eso fue que Central siguió yendo en el segundo tiempo también por más goles, algo que logró apenas transcurridos 11 minutos, y nuevamente merced al eficiente juego aéreo del zaguero central Alejandro Donatti.

La amplia diferencia no dejó sin embargo espacio para el regodeo, aunque la preservación de piernas y energías fue casi instintiva y por eso en los minutos finales Gremio se acercó con relativo riesgo, pero la noche era decididamente 'canalla' hasta para que la gente pudiera disfrutar de volcarle su cariño a algunos nuevos 'mimados' como el arquero Sebastián Sosa, sobre todo cuando a tres minutos del final el uruguayo le desvió a puro reflejo un remate a quemarropa de Bobó desde unos cinco metros.

Ese fue el broche de oro para un equipo que fue halagado de punta a punta, empezando por su goleador Ruben, pasando por el medio campo (fue conmovedora la ovación que recibió Damián Musto al ser reemplazado por Gastón Gil Romero) y terminado justamente en Sosa. Y ni que hablar del 'Chacho' Coudet. Tampoco es para menos, porque Rosario Central se convirtió, después de las eliminaciones sufridas entre martes y miércoles por Huracán, Racing y River, en el primer argentino clasificado a cuartos de final de la Libertadores.

Síntesis

Rosario Central: Sebastián Sosa; Víctor Salazar, Alejandro Donatti, Esteban Burgos y Javier Pinola; Walter Montoya, Damián Musto y José Luis Fernández; Franco Cervi; Germán Herrera y Marco Ruben. DT: Eduardo Coudet.

Gremio: Grobe; Ramiro, Geromel, Fred y Marcelo Hermes; Walace y Maicon; Giuliano, Douglas y Luan; Bolaños. DT: Roger Machado.

Goles en el primer tiempo: 4m. y 23m. Ruben (RC), el segundo de tiro penal.

Gol en el segundo tiempo: 11m. Donatti (RC).

Cambios en el segundo tiempo: Al comenzar Pedro Rocha por Douglas (G), 17m. Bobó por Bolaños (G), 34m. Giovanni Lo Celso por Ruben (RC), 37m. Gastón Gil Romero por Musto (RC) y 41m. Pablo Alvarez por Montoya (RC).

Amonestados: Musto (RC). Geromel, Ramiro y Walace (G).

Estadio: Gigante de Arroyito.

Arbitro: Enrique Cáceres (Paraguay).


TE PUEDE INTERESAR:

ETIQUETAS: Goles Copa Libertadores Boca Rosario Central Carlos Tevez

  ® Nro. 1.847.110 Pergaminovirtual.com - Propiedad intelectual © 1998-2021 - Todos los derechos reservados - Términos y Condiciones - Contacto
Edición N° 5740 (28-05-2022) - Propietario: Jorge Luis Calvigioni - Director: Jorge Luis Calvigioni - Domicilio Legal: Vergara Campos 1871, Pergamino,Buenos Aires, Argentina